Duchas de techo

Duchas de techo

El momento del baño es único, lo hacemos para comenzar el día con energías o para terminarlo bien relajados. Por eso es importante contar con una buena ducha. Hoy te contamos las ventajas de las duchas de techo, que harán de tu baño un momento aún más especial.

¿Qué son las duchas de techo?

Las duchas de techo son aquellas que van empotradas o conectadas por medio de un caño de forma interna a la pared. Se diferencian de las duchas tradicionales en que la descarga de agua se produce de manera totalmente vertical. Además, sólo queda visible el comando de agua y la ducha, por lo que no veremos otros caños o conexiones.

Características de una ducha de techo

Las duchas de techo generan un efecto denominado Rain Shower que brinda un confort único a la hora de tomar un baño. La caída de agua se produce de manera totalmente vertical y con menos presión que las duchas tradicionales, de este modo se simula el efecto de lluvia “Rain Shower”. 

Las duchas de techo priorizan la funcionalidad y practicidad, y además contribuyen al ahorro de agua: mientras en un baño normal con bañera se utilizan cerca de 250 litros de agua, con las duchas de techo se consumen alrededor de 50 litros. Otra de sus ventajas es que no producen tanto ruido como las duchas tradicionales. 

Algunos modelos incorporan también otras salidas de agua horizontales que cumplen distintas funciones como masajeadores, brindando confort y facilitando la limpieza del cuerpo.

¿Por qué elegir una ducha de techo?

Las ventajas de las duchas de techo son varias, tanto funcionales como estéticas. Por un lado obtendremos gran optimización del ambiente ya que la grifería ocupa menos espacio en el cuarto de baño al estar empotrada en la pared. Con esto viene otra ventaja en el aspecto estético: las duchas de techo conjugan muy bien con los diseños minimalistas que forman parte de las tendencias de baños. Además, combinan de manera óptima con los diversos diseños del resto de las piezas de grifería.

Una ventaja de las duchas de techo es su fácil mantenimiento, y su versatilidad a la hora de realizar reformas en los cuartos de baño.

¿Qué tener en cuenta al momento de comprar una ducha de techo?

A la hora de elegir una ducha de techo debemos tener en cuenta las dimensiones de la misma en relación al ambiente. Debés contemplar tus hábitos de baño para elegir dónde colocar la ducha y qué modelo se ajusta más a tus necesidades. Siempre es recomendable aprovechar las ventajas de la ducha de techo, que permiten mover libremente los brazos durante el baño.

Si optás por un modelo empotrado, tenés que tener en cuenta la altura del techo, o si tu baño tiene un “falso techo”. Hay modelos que cuelgan menos que otros, o cuyos paneles tienen dimensiones más pequeñas.

En Edificor contamos con una amplia variedad de productos, acordes a las necesidades tuyas. Podés consultarlas en nuestra Tienda Online, o pasar por alguna de nuestras sucursales.

Comentarios

No hay comentarios hasta el momento.

Dejar un comentario